La Oración

Posted on septiembre 15, 2015

La Oración

A través de los monasterios de vida estrictamente contemplativa la Iglesia permanece en oración continua, porque a través de la profesión solemne nos comprometemos a la celebración del oficio divino completo.

Desde antes de la aurora el Carmelo ha de ser un cielo si lo hay en la tierra, la Carmelita es una esposa amante, diligente y atenta. El sonar de las tablillas es para ella la voz de su Esposo Cristo que le habla al oído: «Ábreme, hermana mía, amiga mía, paloma mía, esposa mía» a la voz de Jesús que las despierta, saltan del lecho para abrir a su Amado Jesucristo y comienza la jornada con la primera victoria sobre el sueño, pues la fidelidad es una cadena con eslabones de actos de amor; apenas levantadas:

  • Ofrecen todas sus actividades en alabanza de la Santísima Trinidad. Desde que abren sus ojos inician su misión de interceder por nuestros sacerdotes y por la humanidad entera, durante la ducha y mientras ordenan su santuario personal (como llaman a su habitación) están en dialogo interior con Jesús. En el Carmelo cada instante del día es de gran importancia y se trata de aprovechar al máximo, es decir: « se trata de amar mucho».

  • A las seis en punto de la mañana, se inicia la Celebración del Oficio divino (que se celebra en memoria de todos los misterios de nuestra redención), abriendo este momento de oración comunitaria con una oración a la Santísima Trinidad, por ser el titular del Monasterio, nos unimos a la Iglesia con el rezo del Ángelus, enseguida se inicia la Celebración deLaudes, en memoria de la resurrección de nuestro Señor Jesucristo, para nosotras la resurrección es motivo de nuestra alegría continua.

  • La celebración de tercia, que es una hora intermedia del oficio divino, la hacemos en memoria de la venida del Espíritu Santo en Pentecostés como leemos en la palabra de Dios eran como las nueve de la mañana.

  • Al medio día, continuamos con la otra hora intermedia del oficio divino, que es sexta, en memoria de la Ascensión del Señor y de la primera predicación del Evangelio por los apóstoles. La celebración de Nona, es en memoria de la Pasión y muerte de nuestro Señor Jesucristo.

  • Al atardecer, se hace la celebración de vísperas, en memoria de la institución de la Santísima Eucaristía.

  • Completas, imitando a Cristo que reposó en el sepulcro.

  • Oficio de lecturas, imitando a Cristo que se pasaba algunas noches en oración.

Al final del día bien puede decir una Carmelita, ahora Señor ya puedes dejar a tu sierva irse en paz, porque mis ojos han visto a tu Salvador… ¿Cómo le ha visto? a través de la meditación de sus misterios en la Celebración de la Eucaristía, el Oficio Divino, la oración personal, el ejercicio de la vida fraterna y en el trabajo, al retirarse a descansar dice: Yo duermo pero mi corazón esta despierto.

«Este es un camino seguro para permanecer unidos a Jesús, y vivir continuamente en su presencia».

Según la regla del Carmelo, la oración ha de penetrar toda la existencia, para caminar en presencia del Dios Vivo. (cf. 1Re 18,14), mediante el ejercicio constante de la fe, la esperanza y el amor, de manera que toda la vida sea una oración, una búsqueda de la unión con Dios. (Const. 4,61)

RELATED SERMONS

La Carmelita Hoy

Lo mismo que dijo Teresa de Jesús: Quien no haya iniciado a tener oración, no se prive de tan gran bien, la oración es una real...

Read more →

Maria la Primera Carmelita

Cada Hermana acoja a Maria como Madre y Maestra espiritual, para ser configurada a Cristo y llegar así a la cumbre de la santidad...

Read more →

Santos Carmelitas

Los Santos del Carmelo se formaron en una escuela de fuego espiritual, semejante a aquella de Elías. El amor poetiza las íntimas...

Read more →