Sor Isabel de la Trinidad

Sor Isabel de la Trinidad

“La Carmelita es alma que se entrega, es alma que se inmola por su Dios, vive crucificada con su Cristo, pero qué luminoso es su Calvario. Un alma adorante es la Carmelita, dócil a toda inspiración divina, en comunión constante con su Dios”